Viajar a Egipto con niños

Nuestro último viaje en familia ha sido un viaje a Egipto con una niña de dos años y medio. ¿Es una locura? Pregunta difícil de responder. Aun así en este post te desgranaremos los pros y contras de viajar a Egipto con niños pequeños y te contaremos cómo organizamos y planteamos el viaje.

¿Es seguro viajar a Egipto con niños?

Sí. Otra cosa no, pero en nuestro viaje por el país hemos visto que todos los lugares y rutas turísticas están llenas de policía. Policía que está para cuidar y preocuparse por los turistas, no por los egipcios.

Controles policiales a la entrada de cada monumento, guías y conductores super controlados (interrogatorios «a dónde vas» «de dónde viajes» «de dónde son tus turistas» «nos quedamos con tu dni hasta que salgas con los turistas»).

De verdad que el control que hay no lo había visto en ningún otro país. Así que no os preocupéis, Egipto es un país seguro para viajar con niños.

¿Cuál es la mejor edad para viajar a Egipto con niños?

¡Uf! Toda edad tiene sus pros y sus contras, y más viajando.

Cuando son pequeños y no caminan aún es cómodo (teniendo en cuenta el clima, claro) porque al final están todo el día en el porteo y «no se quejan». Nosotros viajamos a Amsterdam con la niña de 3 meses e hicimos un viaje a Grecia cuando tenía 4 meses. Y fue todo rodado.

Eso sí, hay que tener mucho cuidado con el agua, que siempre ha de ser embotellada (ojo con las duchas!).

es seguro viajar a egipto con niños

Con alrededor de año y medio o dos años además de caminar comienzan con la época de rabietas (normalmente). Con esa edad recomiendo un viaje menos exigente, mucho más por libre, sin explicaciones ni agobios. Nosotros viajamos a Yucatán cuando la peque tenía casi 2 años.

Ahora con dos años y medio me ha parecido una edad buena para viajar con ella. Es mucho más consciente de lo que ve y lo que hace, puede corretear mucho más… sí, recomiendo viajar a Egipto con niños de dos años y medio como poco.

Y a partir de ahí, «el cielo es el límite».

Cómo volar a Egipto con niños pequeños

En el post sobre cómo organizar por libre un viaje a Egipto os cuento más sobre rutas y posibilidades de entrada al país, pero aquí sólo quiero deciros un dato que me parece fundamental: el vuelo de ida desde España dura casi 4 horas y media y el de vuelta 5 horas.

Hay vuelos con escala que te pueden permitir quizás jugar un poco con las siestas del peque (si es que aún duerme siesta) o sus horarios de dormir. Pero ya os aviso de que el vuelo es largo y es muy probable que los peques estén despiertos todo el trayecto.

A nosotros la ida no se nos dio muy mal: entre la novedad del avión (aunque era su avión número 14), la comida que nos pusieron, pegatinas y un ratito final de canciones en el móvil, llegamos sin problemas.

La vuelta, aunque más larga, nos coincidió con casi una hora de siesta… aquí no tuvimos ni que recurrir a las pantallas (que no, nosotros las evitamos siempre que podemos pero como último recurso ahí están).

Qué ver en Egipto con niños

Depende de la edad que tengan y el aguante (el de los niños y el de los padres).

Ya dije en instagram que El Cairo me pareció una ciudad horrible. Sin embargo tanto en el recinto de las pirámides de Gizah como la zona de Saqqara, Memphis y Dashur son geniales para recorrer con niños. Totalmente seguras podrán «trotar» a sus anchas, desierto arriba desierto abajo. Las pirámides son accesibles con ellos (excepto la pirámide acodada, donde sólo entró el padre y al salir confirmó la sospecha de que es demasiado para haber ido con una niña tan pequeña).

Luxor como ciudad no dice mucho. Nosotros hemos salido con la peque por nuestra cuenta a hacer compras y a cenar, pero siempre la hemos llevado en porteo. En Luxor (casi diría que en todo Egipto) se camina por la carretera sorteando gente, coches, motos y calesas… así que o vuestro hijo es un santo que va de la mano a todos sitios, o mejor llevarle en brazos o porteo. Nosotros llevamos silla de paseo pero la usamos básicamente en los aeropuertos (y ahí sí nos vino muy bien).

viajar a egipto con niños

Las visitas en los alrededores de Luxor son también muy accesibles para los peques. Nosotros dejábamos a la niña corretear entre columnas milenarias mientras atendíamos a las explicaciones del guía y se lo pasó como una enana (y nosotros pudimos disfrutar también).

Hago un resumen de lo que vimos nosotros en Egipto con nuestra niña de dos años y medio y puntúo, de 1 (desaconsejado) a 10 (sin problema alguno):

  • Pirámides de Gizah: 8 (por lo de subir hasta la pirámide)
  • Saqqara: 8 (ojo que hay algunas zonas con un pequeño «precipicio»)
  • Memphis: 8 (pero es que la visita son 5 minutos)
  • Dashur: 9 (anda que no hay desierto para correr… eso sí, nada de entrar en la pirámide acodada con niños)
  • Templo de Luxor: 10
  • Karnak: 10
  • Valle de los Reyes: 9 (en algunas tumbas casi mejor llevarles en brazos)
  • Valle de los artesanos: 10 (rápido de ver y diferente al resto)
  • Medinet Habu: 10
  • Templo de Hatshepshut: 8 (mucho sol y cuesta arriba)
  • Colosos de Memnon: 10 (es hacer una foto y ya)
  • Hurghada: mar, piscina, playa y todo incluido. ¿Qué decir? Un 10

Crucero por el Nilo con niños pequeños, ¿sí o no?

Para nosotros es un rotundo no. Las excursiones en los cruceros comienzan muy pronto (sobre las 6:30 o 7 de la mañana) y nosotros no estábamos dispuestos a madrugar tanto. Ya no solo por la peque (que aún es muy pequeña y lo de dormir bien por las noches está en la lista de cosas pendientes), sino que a mí tampoco me ha hecho nunca especial ilusión tener que desayunar a las 5:30 de la mañana -de hecho es uno de los motivos por los que he pospuesto tantos años el viaje a Egipto.

Sin embargo, nadie conoce mejor que un padre a sus hijos. Si madrugar no es un problema para vosotros el crucero es una forma muy tranquila de recorrer el Nilo y hacer las visitas.

Os dejo aquí un enlace al crucero que han hecho varios amigos y habríamos hecho nosotros si no fuera por la peque.

viajar con niños a egipto

Qué pueden comer los niños en Egipto

La verdad es que la comida en Egipto no es algo que nos preocupara especialmente. Sabíamos que íbamos a encontrar pizzas, macarrones, arroz y pollo en todos los restaurantes, y así ha sido. Nuestra peque (y nosotros) hemos comido riquísimo todos los días.

También hemos comido fruta (plátanos, que se pelan fácilmente) y en un supermercado compramos yogures para comer en la habitación (en todos los hoteles en los que hemos estado tienen minibar para guardar cosas).

Si te estás preguntando si la comida pica en Egipto… depende. A veces sí le echan chile o algo similar a alguna salsa. Pero se puede preguntar antes de pedir y si pica, que no la sirvan. Os voy a decir que lo más picante que hemos comido en Egipto (que de hecho dejamos sin comer) ha sido pollo del KFC (no escarmiento, en China me pasó igual).

¿Llevar carrito a Egipto?

Bueeeeeeno… nosotros lo llevamos, una silla GB Pockit que nos sirvió para los aeropuertos, para el templo de Luxor y para llevar las mochilas y bolsas encima en lugar de cargar con ellas.

A ver, no os voy a decir que no lo llevéis, pero usarse se usa poco. Al final ellos son más felices correteando por los lugares.

Sí os aviso que en las ciudades no es fácil pasear con carrito (se camina por la carretera sorteando coches, taxis, calesas y gente) y que en lugares de «tumbas o pirámides» no se puede rodar con él. Pero para algún templo o si vais en el crucero o en los aeropuertos sí puede venir bien.

Viaje a egipto con niños

Consejos para viajar a Egipto con niños

Creo que hay tres consejos fundamentales que daría a las familias que quieran viajar con niños a Egipto:

  1. No seas ambicioso con el recorrido: Egipto tiene mucho, pero mucho para ver. Es un país para visitar en varios viajes. No intentes abarcar todo en uno, viajar con niños requiere un ritmo de visitas diferente al de viajar sin ellos. Por lo general hace mucho calor (incluso en noviembre) y es mejor no tener disgustos. El refrán «quien mucho aprieta, poco abarca» es totalmente aplicable a este país.
  2. Disfruta y fluye: que sí, que es muy fácil decirlo. Pero los niños son niños aquí y en Egipto. Tendrá sus rabietas, tendrás que dejarle corretear y subirse a todos los sitios. Le verás caerse y chuparse las manos (y mientras tanto rezarás para que no pille nada). Disfruta no solo del país sino también de tu hijo.
  3. Lleva un buen seguro de viaje. Nosotros viajamos con Iati y no es la primera vez que nos toca ponernos en contacto con ellos. En Egipto tuvimos un percance médico con la peque y la atención fue de 10.

Y con estos tres consejos termino el post sobre viajar a Egipto con niños. Si tienes cualquier pregunta no dudes en dejarla en comentarios. ¡Un saludo y gracias por leer hasta aquí!

Deja un comentario